25 ene. 2017

Wilma Reverón: “Oscar Rivera está libre, como héroe”

oscar-reveron
Por Geraldina Colotti - “La decisión de Obama es un acto de justicia y de humanidad. Es el triunfo de la nación puertorriqueña, una victoria de todo nuestro pueblo que lucha por la libertad”. Wilma Reverón Collazo, presidenta del Movimiento Independentista Nacional Hostosiano (MINH), comenta así a Il Manifesto la decisión de Obama que llevará fuera de la cárcel al independentista puertorriqueño Oscar López Rivera.




López saldrá el 17 de mayo. En 1981 fue arrestado por su pertenencia a las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN), y condenado a 55 años de cárcel. En 1988 se le añadieron otros 15 años en un proceso falseado celebrado en Estados Unidos.

Reverón recordó las batallas cumplidas por el joven puertorriqueño a su regreso de Vietnam, donde había sido obligado a ir como muchos otros muchachos. “En Chicago inicia sus batallas de desobediencia civil con las comunidades latinas y afroamericanas. En 1976 pasa a la lucha clandestina. Cuando fue arrestado por el FBI, se declara prisionero de guerra y se apela a la Convención de Ginebra. Por 12 años quedará en aislamiento total”. En 1999, rechaza el indulto que en ese entonces que el Presidente Clinton promete de concederle al terminar de otros 10 años de buen comportamiento en una cárcel regular. Desde entonces, movimientos sociales y organizaciones para los derechos humanos han pedido su liberación.

“El 18 de junio del 2012- recuerda Reverón -, el Comité para la Descolonización de la ONU aprobó una resolución, promovida por Cuba, en la que pedía reconocer el derecho a la independencia y a la autodeterminación de Puerto Rico y la liberación de López. Ahora, finalmente regresará a casa, acogido como un héroe como se lo merece. A Puerto Rico llegará por el 20, antes se quedará en Chicago para visitar a la familia y a la comunidad”.

Reverón explica que el MINH “nació en mayo del 2004 de la unión del Nuevo Movimiento Independentista Puertorriqueño y el Congreso Nacional Hostosiano, con lazos históricos al Movimiento Independentista Puertorriqueño (MPI)”. Puerto Rico es un país que, desde 1898, tiene un estatuto político de colonia adminsitrativa de los Estados Unidos. “El principal objetivo del MINH es el de promover la unidad nacional, la justicia social, la democracia participativa y la alianza de las organizaciones independentistas, en la vía de los principios practicados por nuestro dirigente histórico Juan Mari Brás, ya fallecido, y del prócer Eugenio María de Hostos.

En estos años -dice además Reverón – hemos organizado importantes luchas ambientalistas, sindicales, por la igualdad de género y aquella entre los pueblos. Y llevamos nuestra causa a todos los organismos internacionales, como el Movimiento de los Países No Alineados, ahora dirigido por Venezuela y cuyo presidente Nicolás Maduro, ha apoyado fuertemente la campaña por la liberación de Oscar”.

Hoy, -añade Reverón – “los trabajadores están afrontando un ataque a sus derechos, como la jornada de 8 horas. En estos días hemos organizado una primera protesta. Los sindicatos, las organizaciones de izquierda luchan contra las medidas neoliberales que quiere imponer el Partido Nuevo Progresista (PNP). El PNP y las fuerzas conservadoras están haciendo el trabajo sucio para la Junta de Control Fiscal impuesta por los Estados Unidos, usando la crísis fiscal como excusa. Mientras los beneficios de las multinacionales han aumentado del 22%, los salarios de los trabajadores han tenido una contracción del 4%. Nos estamos preparando para la llegada de Trump, que desprecia a los puertorriqueños y ciertamente no apoya a nuestro rescate financiero, y probablemente recortará los fondos que llegan desde los Estados Unidos”.

(Traducido por Gabriela Pereira/Resumen Latinoamericano)
Publicado en Il Manifesto, diario italiano.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario