24 abr. 2014

Intelectuales puertorriqueños destacan aportes de García Márquez en la literatura y el periodismo

Por Nelson del Castillo
Inter News Service

El escritor colombiano Gabriel García Márquez consiguió labrar su paso a la inmortalidad literaria y periodística con una obra que trascendió los límites imaginados, opinaron hoy intelectuales puertorriqueños al valorar al premio Nobel de Literatura 1982 fallecido la víspera en Ciudad de México a los 87 años.

Con visiones distintas que se complementan, el narrador Luis López Nieves, la periodista y ensayista Norma Valle Ferrer y el escritor Eduardo Lalo coincidieron en la grandeza literaria del autor colombiano que alcanzó la gloria literaria a partir de su obra cumbre “Cien años de soledad” y que mantuvo un compromiso con la lucha de los pueblos latinoamericanos por sus reivindicaciones sociales.

López Nieves, Premio Nacional del Instituto de Literatura Puertorriqueña, colocó la figura de García Márquez entre los autores de mayor trascendencia en la historia desde Homero hasta León Tolstoi, pasando por Miguel de Cervantes en reconocimiento a su genialidad creadora.

“A nosotros, en Puerto Rico, nos deleita saber que el escritor más importante del siglo XX fue tan caribeño como nosotros. A mí, en lo personal, me alegra haber tenido el privilegio de compartir con él y de estrechar su mano”, expresó a la agencia Inter News Service (INS) el autor de “El silencio de Galileo”.

López Nieves manifestó que “todos los escritores latinoamericanos menores de 70 años somos sus hijos literarios”.

“Lloramos su cambio de residencia y siempre la lloraremos. García Márquez ha sido el escritor más importante del siglo XX. También, y es tiempo de que empecemos a decirlo, es el único escritor en lengua española que ha igualado, y tal vez superado, a Miguel de Cervantes”, atestiguó el también fundador de la maestría de Creación Literaria de la Universidad del Sagrado Corazón (USC).

Valle Ferrer, catedrática retirada de Periodismo de la Universidad de Puerto Rico (UPR), expuso a la agencia INS que la primera vez que leyó a García Márquez fue temprano en el año 1970 o 1971 cuando su obra “invadió a Puerto Rico”.

“Me fascinó ‘Cien años de soledad’, pero uno de sus libros que más me impresionó fue ‘Crónica de una muerte anunciada’, que se lanzó en una edición dual de España y América Latina de un millón de ejemplares, pues era la mezcla perfecta de literatura y periodismo”, reveló a la agencia INS la también autora de varios libros que reivindican el feminismo.

Como profesora de la Escuela de Comunicación de la UPR tuvo la oportunidad de enseñar durante un semestre la obra periodística de García Márquez y después se produjo “la maravilla de que muchos de mis alumnos fueron a la Escuela para un Nuevo Periodismo Iberoamericano y lo conocieron en persona”, en Cartagena de Indias.

Expuso que “a nivel personal la primera vez que leí ‘Cien años de soledad’ me fascinó, pero la segunda vez encontré muchos elementos sexistas, como parte de la cultura”.

Valle Ferrer mostró su deleite con relatos menos conocidos de García Márquez, como “El rastro de tu sangre en la nieve” y “Me alquilo para soñar”.

“Lo conocí desde distintas perspectiva, como periodista, como lectora, como maestra, como persona, como latinoamericana y puertorriqueña, caribeña. Él es Caribe”, recalcó.

Eduardo Lalo, ganador con “Simone” del Premio Internacional de Novela Rómulo Gallegos 2013, consideró que con la muerte de García Márquez desaparece “la figura icónica de la literatura latinoamericana por lo menos de la segunda mitad del siglo 20”.

“Hasta personas que no leen sabían quién era García Márquez, porque en él se combinaron la capacidad de hacer una gran literatura con la capacidad de hacer muy visible a la literatura”, dijo a la agencia Inter News Service.

Para el laureado autor “ya el tiempo juzgará algunas de sus posiciones políticas y algunas de sus obras sobre todo de la última época”.

Lalo, cuya obra preferida de García Márquez es “Cien años de soledad”, estableció que su popularidad no era sólo por su literatura, “García Márquez era una figura pública, una figura que sabía manejar muy bien los medios de comunicación, de hecho era periodista y estaba desde dentro”.

Al considerarlo un universo aparte, el también profesor de la UPR expuso que en términos literarios habrá figuras muy diferentes que puedan tener obras a su altura, pero que García Márquez resplandecerá siempre entre los grandes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario