5 jun. 2012

Cantata por los Nuestros: exigen en Cuba libertad de presos políticos puertorriqueños y de Los Cinco


En una velada en el Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (ICAP) denominada “Cantata por los Nuestros”, cubanos y puertorriqueños demandaron a Barack Obama la liberación del prisionero político Oscar López Rivera, preso en Estados Unidos hace 31 años por luchar por la independencia de Puerto Rico, y de Los Cinco héroes cubanos condenados injustamente en la norteña nación.

Ricardo Alarcón, presidente de la Asamblea Nacional del Poder Popular, Kenia Serrano, titular del ICAP, Edwin Fernández, Delegado de Misión de Puerto Rico en Cuba, y familiares de Los Cinco, asistieron al acto en el que fue leído un mensaje de René González al luchador boricua.

René, uno de Los Cinco, denuncia en el texto la brutalidad del sistema legal norteamericano, que mantiene encarceladas a personas bajo falsas acusaciones, expresando que el único crimen de López Rivera ha sido el de no rendirse, sosteniendo su moral frente a quienes lo martirizan.

“Oscar demanda de nosotros toda la solidaridad y es un ejemplo para todas las generaciones de puertorriqueños”, subraya el mensaje que fue leído por Graciela Ramírez, coordinadora del Comité Internacional para la Liberación de Los Cinco.

Ramírez llamó a unificar el reclamo para lograr que Oscar recobre su libertad, y recordó que “cada vez que pedimos por Los Cinco estamos pidiendo por nuestros hermanos boricuas, presos por luchar contra el colonialismo.”

Alberto Rodríguez, estudiante de la Escuela Latinoamericana de Medicina (ELAM) y de la dirección nacional del Movimiento Independentista Nacional Hostosiano, dijo que como López Rivera otros de sus compatriotas fueron convictos por luchar por la plena libertad, independencia y soberanía del pueblo puertorriqueño, derecho reconocido por la comunidad internacional.


José Antonio Rivera «Tony Mayapé», destacado trovador e independentista, actuó en la Cantata, con la cual los cubanos se unieron al reclamo de diversos sectores políticos, sociales y religiosos de Puerto Rico, que piden la liberación de uno de los más antiguos presos políticos en las cárceles estadounidenses.

El 29 de mayo de 2012 el prisionero político revolucionario puertorriqueño Oscar López Rivera – de 69 años de edad- cumplió 31 años de cárcel en Estados Unidos.

Al igual que los demás patriotas encarcelados antes y ahora, hasta sus propios captores reconocen que no se trata de un prisionero común; que sus actuaciones han sido regidas por una causa de conciencia que para él es más valiosa y trascendente que su propia libertad, e incluso que su propia vida: la causa de la independencia de Puerto Rico.

El caso de Oscar López Rivera es muestra una vez más del doble rasero del imperio de los Estados Unidos, pues mientras su gobierno pretende dar lecciones de libertad, democracia y derechos humanos al resto del mundo, ha mantenido encerrado a este patriota boricua, por más de 30 años, negándole también, el derecho a la libertad bajo palabra y obligándole, en forma arbitraria e inhumana, a cumplir 12 años adicionales de condena, por la única razón de ser leal a su patria y sus principios, ha subrayado el Comité de Derechos Humanos de Puerto Rico.

Entre tanto, Los Cinco –Gerardo Hernández, Ramón Labañino, Antonio Guerrero, René González y Fernando González – fueron condenados por alertar de acciones terroristas contra la isla caribeña que preparan desde Miami organizaciones anticubanas.

(Fotos: Orlando Perrera por Jorge Smith Juárez y PL)
(Fuente: demandfreetofive.com)

No hay comentarios:

Publicar un comentario