29 may. 2012

Frustrada con su país la abogada de Oscar López Rivera



Por: Rafael R. Díaz Torres Para NotiCel 29/05/2012

Frustrada con lo que describió como las injusticias de su país,  Estados Unidos, la licenciada Jan Susler, arremetió contra el alegado doble discurso que el gobierno estadounidense predica al demandar derechos humanos en el mundo, pero manteniendo presos políticos en su propio suelo. 

Con motivo del trigésimo primer aniversario del encarcelamiento de Oscar López Rivera, Susler se encuentra en la isla y aún confía en que el conocimiento de “derecho constitucional e internacional”, así como la sensibilidad del presidente Barack Obama sean lo suficientemente influyentes como para que éste le otorgue el indulto al preso político más antiguo del hemisferio americano. 

De paso, argumentó que la campaña en favor de la liberación de López Rivera es una que trasciende colores políticos y preferencias para el futuro político de la isla. 

“Uno no tiene que creer en la independencia para insistir que los Estados Unidos le están violando los derechos humanos a Oscar López Rivera. Es una cuestión de injusticia. Tenemos personas como el Comisionado Residente (en Washington) Pedro Pierluisi que ha dicho públicamente que Oscar debe salir porque lleva demasiados años preso y su condena no es proporcional con lo que lo acusan”, afirmó Susler en entrevista con NotiCel. 

De paso, Susler cuestionó a aquellas personas que tildan a López Rivera de terrorista o criminal. Dijo que su cliente nunca cometió actos violentos ni mató a nadie. 

“A Oscar sólo se le acusó de sedición por su asociación a grupos que apoyaban la independencia de Puerto Rico. Él nunca participó en ningún acto violento ni mató a nadie. Quienes lo acusan de criminal desconocen los hechos”, indicó la abogada estadounidense. 

Aclaró además que luchar por la independencia está reconocido por el Derecho Internacional y así se ha constatado en diferentes foros, incluyendo el Comité de Descolonización de la Organización de las Naciones Unidas, en donde todos los años se aprueban resoluciones que reconocen el derecho de los puertorriqueños a su autodeterminación nacional e independencia política. 

“Nadie dice que Oscar no es un preso político. Hasta Amnistía Internacional ha escrito cartas denunciando que el aislamiento de Oscar en la celda viola sus derechos humanos y constituye un tipo de tortura”, arguyó Sosler. 

Hoy martes, López Rivera, de 69 años de edad, cumplirá 31 años desde que fue ingresado en una prisión federal de los Estados Unidos. El gobierno estadounidense le retiró su libertad bajo palabra y dijo que su caso volverá a ser considerado en el 2026. Sólo un indulto del presidente Barack Obama lo puede sacar de la cárcel, tal y como hizo Harry S. Truman en el 1952 con Oscar Collazo, Jimmy Carter en el 1979 con Lolita Lebrón y el grupo de nacionalistas que atacaron el Congreso, y Bill Clinton en el 1999 con otro grupo de independentistas encarcelados por sus lucha política. 

“En el caso de Obama, él no sólo debe actuar como Premio Nobel de la Paz, sino como profesor de derecho constitucional; él es un hombre culto y sabe más que eso”, dijo la abogada. 

“¿Qué gana Estados Unidos con mantener preso a un viejito independentista?”, concluyó.

No hay comentarios:

Publicar un comentario